Prestamos Rapidos


Préstamos Rápidos

¿Que es un préstamo rápido?


Un préstamo o crédito rápido es un préstamo personal que oscila entre 500 y 6000 euros, que se puede amortizar hasta en 5 años o 60 meses.

Este tipo de préstamos ofrecen al cliente la posibilidad de elegir entre muchos tipos de cuotas y flexibilidad a la hora de pago, reduciendo así las cuotas mensuales pero alargando el periodo de amortización.

No hace falta decir para que lo quieres y se puede disponer del dinero en pocos días tras aceptar la solicitud, el único inconveniente es que el tipo de interés es más alto que en otros tipos de préstamos. Este tipo de interés suele ser del 20% TAE aproximadamente.


¿Para qué se usa?


Se puede usar para cualquier cosa sin explicaciones.
Esa es una de las principales ventajas que ofrecen los préstamos rápidos, aun así, las entidades financieras que los ofrecen si están más o menos al corriente de donde se emplea ese dinero.

Generalmente se suele usar para cosas del hogar, algo que se ha estropeado o ha quedado anticuado y se quiere cambiar por algo más nuevo. O también las reparaciones que surgen y hay que solucionar.

Y finalmente, la gente que lo suele usar simplemente porque quiere un capricho.